¿Quiénes son las únicas personas que han visitado al Chapo en tres años?

Joaquín “El Chapo” Guzmán se le podrá tachar de cualquier cosa menos de derrotista. Su tenacidad es tan enfermiza que a veces raya en lo absurdo. Pero irónicamente, esa demencia de creer hasta en lo imposible le ha rendido frutos. No por nada logró fugarse no solo de una, sino de dos cárceles de máxima seguridad mexicanas, y de las formas más inimaginables.

Esa misma enfermedad es la que lo hace aferrarse a una última esperanza, por más disparatada y surreal que ésta parezca: la de ser repatriado a su tierra natal, y de esa manera poder vivir hasta el final de sus días en una prisión mexicana.

Lo más sorprendente es que, al menos en un primer momento, la suerte parece seguir jugando a su favor. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, reveló este miércoles 18 de diciembre que “no descarta” apoyar la solicitud de ayuda del narcotraficante, quien alegó violaciones a sus derechos humanos en los Estados Unidos.

(López Obrador) no descarta el respeto al derecho humano a la vida. Habló de analizar la situación de manera jurídica (…) Estamos contentos. También hablé con la hermana del señor Guzmán y está contenta por la atención. Todos estamos contentos”, comentó en entrevista para Infobae México el abogado de “El Chapo” en México, José Refugio Rodríguez.

La familia del narco y la respuesta de AMLO

El otrora jefe del Cártel de Sinaloa tiene dos hermanas: Bernarda y Armida Guzmán Loera. Una de ellas, explicó el abogado, se puso contenta por la respuesta de López Obrador y dijo que “confía plenamente” en este gobierno.

La familia del capo sinaloense tiene sus esperanzas puestas en el mandatario mexicano, el mismo que le extendió la mano a la matriarca de la familia hace dos años en Badiraguato, para que intervenga tanto para ver lo de su regreso como para superar las “condiciones adversas” en las que asegura encontrarse “El Chapo” en Estados Unidos.

José Refugio Rodríguez explicó que el paso que sigue es esperar una serie de documentos que la defensa le solicitó a Relaciones Exteriores. “Para así poder hacer el planteamiento escrito, porque hasta ahora solo se ha tratado de una cuestión meramente verbal, pero que merece una respuesta escrita, pues al final es lo único que vale, aunque eso no quita que lo que tenemos hasta ahora sea muy alentador”.

“A nosotros nos corresponde hacer el planteamiento escrito en donde dejemos en claro porqué tenemos razón en hacer estos trámites. Al gobierno mexicano ya le tocará analizar y decidir si debe empezar, ahora sí, el trámite propiamente dicho”, amplió el entrevistado.

El narcotraficante de 65 años, a través de las palabras de su abogado, dejó en claro que él está plenamente convencido de que su extradición fue una especie de contubernio del expresidente Enrique Peña Nieto y del exsecretario de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray, para entregarlo como “trofeo” a las autoridades de Estados Unidos, pues su extradición coincidió, con tan solo un día de diferencia, con la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca.

No es la primera vez que, casi de manera simultánea, se empalman un golpe fuerte al Cártel de Sinaloa con un evento de gran magnitud en el país vecino del norte. La detención el pasado 5 de enero de Ovidio Guzmán, uno de los hijos de “El Chapo” más buscados por Estados Unidos, ocurrió días antes de la llegada del presidente estadounidense, Joe Biden, a México para la Cumbre de Líderes de América del Norte.

Cómo se enteró de la captura de Ovidio

José Refugio comentó a Infobae que no sabe si su cliente ya está enterado de la captura de su hijo Ovidio, aunque cree que lo más probable es que sí porque el capo cuenta con una televisión en su celda donde puede ver las noticias. “Yo no sé si él ya se enteró, pero estoy convencido de que ya lo tiene que saber. ¿Cómo recibió la noticia? No he hablado con las personas que lo visitan para saber qué piensa, pero yo considero que es una noticia que a nadie que la reciba le deba de dar gusto”.

“El Chapo” Guzmán , en los cinco años que lleva en ADMAX Florence, en Colorado, solo ha podido hacer cuatro llamadas telefónicas con su madre, María Consuelo Loera Pérez, y una de sus hermanas. “También tengo entendido que lo ha visitado su hermana y al parecer también las menores (las gemelas que tuvo con Emma Coronel). Desde que fue extraditado no ha recibido más que tres o cuatro visitas. Sus hijas, al parecer, fueron una vez”.

Guzmán Loera fue hallado culpable en Estados Unidos de narcotráfico, lavado de dinero y uso de armas de fuego. El 18 de julio de 2019 fue sentenciado a cadena perpetua, que cumple en la que es considerada la cárcel más segura del mundo.

“El Chapo” Guzmán ya habían hecho un llamado público por las circunstancias en las que vive en EEUU en septiembre del 2021, cuando le hizo llegar una declaración jurada, escrita en primera a persona, al fiscal general Merrick Garland, y al director del Buró de Prisiones (BOP), Michael Carvajal.

El que fue uno de los fundadores del Cártel de Sinaloa aseguró sufrir depresión, hambre, trastornos del sueño, dolores de cabeza, pérdida de la memoria, calambres musculares y estrés. Incluso se quejó de que el trato que ahí recibe es “cruel e injusto”, además de que “ha sufrido mucho” porque le sirven poca comida y usualmente se queda con hambre.

Con información de Infobae